4 mar

NOELLE, LUCY Y EL “SUMAN”

SURFEMME TRIP SERIES / FILIPINAS (2) : NOELLE, LUCY Y EL “SUMAN.

El agua está muy caliente, el sol lo está más. Los hombres con los que compartimos el pico insisten en que nos coloquemos en el “critical area” y regalarnos alguna de las mejores olas. El tiempo que pasas en el agua se multiplica aquí en Filipinas de forma proporcional a lo que menguan las energías disponibles para remar una más. ¿Dónde está el secreto para seguir teniendo energía? “Suman”, nos dicen.

El “suman” es un dulce tradicional filipino hecho de arroz, azúcar, sal y leche de coco envuelto en hoja de palmera. Todo natural, todo artesanal y dura 5 días pese a los intensos calores. Sin gluten ni lactosa, es uno de los alimentos más baratos, disponibles y energéticos para la comunidad surfer local.

Lucy hace "suman" para mantener a toda su familia. Era difícil imaginar que este dulce tradicional filipino podría pasar a ser la barrita energética perfecta para los surfistas. Foto: Surfemme.

Lucy hace “suman” para mantener a toda su familia. Era difícil imaginar que este dulce tradicional filipino podría pasar a ser la barrita energética perfecta para los surfistas. Foto: Surfemme.

Fuera, en el paseo que bordea la playa, las vidas de Lucy y Noelle se entrecruzan cuando Noelle compra su “suman” antes de entrar al agua a surfear. Lucy Tangson es madre de 4 hijas, varios nietos y es una de las mujeres que hacen suman de manera tradicional y artesanal. Nos recibe en su casa y preparamos con ella y su hija embarazada las barritas de “suman” que venderá al día siguiente. Hace mucho calor en la cocina pero parece que sólo nosotras lo notamos.

Cada atardecer Lucy cocina 12 kilos de arroz que le dan para hacer 500 barritas, que vende al día siguiente por 5 pesos filipinos cada una ( diez céntimos de euro) para mantener a su familia. La venta de suman es el principal sustento e invierte en vender unas 10 horas al día. A las cuatro de la mañana Lucy ya está en marcha para tratar de vender antes de las cuatro de la tarde toda su producción del día y marchar a casa a cocinar la del día siguiente. La estación de autobuses es dónde más vende. Como está cerca del mercado local, las barritas de suman que no vende las intercambia con las vendedoras locales por productos frescos, especialmente pescado. Lucy dice que a las mujeres del mercado les gusta tanto el suman como a los surfistas… tal vez por eso le venden tan caro: 100 barritas por un pez…

Noelle es una de las riders de Roxy Filipinas, además de artista, diseñadora gráfica, tener una marca de ropa, hacer retiros de surf y y yoga y... Foto: Archivo de Noelle.

Noelle es una de las riders de Roxy Filipinas, además de artista, diseñadora gráfica, tener una marca de ropa, hacer retiros de surf y y yoga y… Foto: Archivo de Noelle.

Noelle Hilario compra a Lucy el “pack” de cinco barritas de suman pero con comer sólo una es suficiente para el primer baño. Noelle es originaria de Manila, hija de padre windsurfista y una de las chicas Roxy de Filipinas. No te lo vas a creer, pero tiene 32 años. Empezó a surfear con 19 años sola, no había muchas chicas por aquel entonces surfeando en el país, tampoco las hay ahora pero el número crece considerablemente. Aunque considera que empezó tarde, la picadura tuvo el mismo efecto y cambió su vida. Noelle se ha organizado para poder seguir surfeando y disfrutar de la playa, el longboard, los viajes y el vagabundeo junto con su hijo Kai.

Noelle nos cuenta que no se podía creer que Roxy Filipinas quisiera patrocinarla como free surfer “¡¡Yo empecé a surfear por los posters de chicas Roxy que veía cuando iba con mi padre a la tienda!!“- nos dice. Karen de Guzman, manager de Roxy en Filipinas ve tan claro como nosotras que Noelle encaja en esa imagen de la marca labrada por 25 años: una chica súper creativa, dulce pero determinada e inquieta, todo el día viajando, surfeando, creando y disfrutando.

Noelle tiene 32 años, empezó a surfear con 19 y esa experiencia cambió su vida.

Noelle tiene 32 años (¡¡¡????!!!!)  empezó a surfear con 19 y esa experiencia cambió su vida. Foto: Surfemme.

Noelle es diseñadora gráfica freelance ¿o cómo si no va poder escaparse de Manila a surfear un buen swell en La Unión?, tiene su propia marca de beachwear llamada “Brown Belly” y organiza retiros de surf, yoga y samba por las paradisíacas playas del archipiélago filipino. Esto último le encanta porque le permite ir descubriendo nuevos spots y conocer más rincones de su país.

El surf inspira la vida obra gráfica de Noelle.

El surf inspira la vida obra gráfica de Noelle.

Además de surfear, de su trabajo gráfico, diseñar ropa, fotografiar y otros cuantas cosas más, Noelle hace unas deliciosas acuarelas y dibujos que nos encantan. Cuando la conocimos y vimos su trabajo no pudimos evitar pensar en Clara Trucco, la Tijereta y Linda Vista. Sabemos que Noelle pensó lo mismo porque nosotras llevábamos un vestido de la Tijereta que le llamó rápidamente la atención a Noelle y enseguida sacó su móvil para enseñarnos sus creaciones.

¿Qué tiene el surf que puede hacer que una argentina afincada en Barcelona y una filipina tengan tanto en común? ¿Qué tiene que nos permite conocer a Lucy, a Clara, a Noelle y sentirnos como en casa? No lo sabemos, pero lo que el surf une, que no lo separe ni el idioma, ni las distancias.


Fotos: Eka / Surfemme salvo indicado.